La marca personal o branding personal es una estrategia que consiste en considerar a las personas como una marca, que al igual que las marcas comerciales, debe ser elaborada, transmitida y protegida, con ánimo de diferenciarse y conseguir mayor éxito en las relaciones sociales y profesionales.

Surgió como una técnica de búsqueda de empleo que se focalizaba en elementos personales diferenciadores para mejorar el posicionamiento y la presencia en el mercado laboral.

Autoreflexión

El proceso reflexivo y de introspección personal resulta básico a la hora de trabajar sobre tu marca personal. Debes comenzar por reconocer tus características, cualidades y personalidad. Este proceso de autoconocimiento es el pilar sobre el que se sustenta el desarrollo de un proyecto de vida que conlleve al cumplimiento de tus metas personales, académicas y profesionales.

¿Por qué es necesario?

Es necesario en la actualidad, porque las relaciones interpersonales son cada vez más anónimas. Casi todos disfrutamos de los mismos atributos: una formación y experiencia profesional similar, y aspiraciones comunes. De este modo, las personas tienden a ser vistas como “iguales” por lo que para la promoción individual de cada persona, ésta debe diferenciarse y mostrarse como única.

Branding personal en el mundo 2.0

En la actualidad, la Web 2.0 se ha convertido en una herramienta clave para el desarrollo de una marca personal. Así, el 51% ya usa Internet para encontrar trabajo, el 31% tiene un perfil en alguna red profesional, y el 10% ha encontrado trabajo gracias a sus contactos virtuales.

En EEUU, las empresas utilizaron en sus procesos de reclutamiento en el 2011 la red social LinkedIn (87%), seguido por Facebook (55%) y Twitter (47%). En este escenario el curriculum vitae como soporte físico para encontrar trabajo está perdiendo utilidad.

Claves para construir tu branding personal

  1. Haz tu biografía completa, pero no aburrida.
  2. Trata de diferenciarte en algo. A veces es aquello que no has considerado. Tal vez escribes artículos, eres miembro de alguna organización interesante, practicas algún deporte en el destacas, escribes un blog , o tocas algún instrumento.
  3. Optimiza tu perfil de LinkedIn
  4. Asiste a eventos y practica el Networking. El Networking ayuda a construir relaciones con personas del propio entorno profesional que quieran hacer negocios o busquen colaboraciones. Es una herramienta que está creciendo en las empresas y, entre profesionales que cuentan con una buena red de contactos y quieran saber cómo moverse para generar mayor negocio para las empresas en las que trabajan.

Cinco pasos para lograr una buena marca personal

  1. Especifica tus valores. Estos guiarán tu comportamiento, y son claves en las decisiones de contratación y posicionamiento. Algunos de estos valores son la transparencia, la honestidad, o la lealtad.
  2. Define tu posicionamiento y decide a dónde quieres llegar. ¿Cómo quieres ser percibido por tu audiencia?, ¿cómo un experto?, ¿especialista?, ¿profesional?, ¿creativo?. Tu puedes decidirlo y comenzar a trabajar en ello.
  3. Identifica tus habilidades. Todos tenemos habilidades distintas. Debes reconocer los talentos y habilidades que posees, sacarles el máximo partido posible, y ponerlos al servicio de tu entorno empresarial o social. Haz un listado de todas las habilidades que consideras que te pueden ayudar a posicionarte.
  4. Valida tus talentos. Esto quiere decir, que debes demostrar lo que eres y cómo eres. No basta con señalar tus habilidades, sino que tus acciones deben hablar por ti.
  5. Consistencia y perseverancia. Este es lo más duro, porque no siempre se consiguen resultados inmediatos por lo que se debe ser persuasivo. Trabaja sobre todo con pasión y constancia la construcción de tu marca personal.

Sé constante y no te rindas

Para que tu marca personal se vaya fortaleciendo y te lleve posicionarte donde quieres, a alcanzar grandes retos, y a ser reconocido por lo que mejor haces debes trabajar en ella con constancia y dedicación. Te convertirás en lo que las empresas están buscando.